La cultura de Coahuila, obra de la gente de las diversas regiones del estado a través de las diferentes etapas de su historia, es un aspecto a reconocer, destacar e impulsar a través de las acciones del gobierno, pero especialmente, en el sector educativo.

Porque la herencia cultural, convertida en contenido educativo, permitirá la preservación, práctica y difusión de aquellos elementos que nos proveen de identidad y legítimo motivo de orgullo regional y nacional. Así las instituciones educativas impulsan en, y desde la escuela, acciones multiplicadoras que inciden en la formación de un mejor ciudadano y una mejor sociedad.